<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d36639360\x26blogName\x3dPrincipito+desencantado\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://principitodesencantado.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://principitodesencantado.blogspot.com/\x26vt\x3d-2311580423327771861', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Principito desencantado

Historias de un principito sin reino y sin princesa

17/05/06 Pienso, luego existo

Nunca una máxima fue tan demoledora. Pues sí, y a pesar de ello sigo vivo, algo jodido pero vivo, aunque claro, lo de este fin de semana no fue para menos. Demasiados recuerdos.

Después de la aparente calma y obligada melancolía con la que volví de mi viaje de fin de curso parece que todo vuelve a ser como antes de irme. Sigo con la perenne idea de volar, de marcharme de aquí, como cuando conseguí irme a otro país, de dejar todo atrás y comenzar algo nuevo en cualquier otro sitio, me da igual donde sea, la cuestión es cambiar...

Lo malo de irte es que al final siempre vuelves.
| siguiente »
| siguiente »
| siguiente »
| siguiente »
| siguiente »
| siguiente »
| siguiente »
| siguiente »
| siguiente »

» Publicar un comentario