<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d36639360\x26blogName\x3dPrincipito+desencantado\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://principitodesencantado.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://principitodesencantado.blogspot.com/\x26vt\x3d-2311580423327771861', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Principito desencantado

Historias de un principito sin reino y sin princesa

E me ha llamado (actualización)

29 noviembre 2007
Diez minutos después de escribir la anterior entrada E me ha llamado. Cuando he visto el móvil me he llevado una sorpresa... Me ha dicho que si mañana viernes ibamos al cine? Pues claro, como no. Si me tengo que ir a mi ciudad ya iré el sábado por la tarde. Lo que esta claro es que esta chica no es una letra más, es alguien de la que puedo llegar a enamorarme, lo sé, además cumple todos mis requisitos exigidos.

Mañana es el día.

Etiquetas: , , ,

Vuelvo a mi ciudad

Por suerte o por desgracia mañana vuelvo a casa. Por suerte para mi madre que sin duda es la que más sufre desde que me fui a vivir a otra Comunidad Autónoma, por desgracia para mí, ya que ahora mismo no hay nada que me llame la atención hacer allí.

Voy porque no tengo más remedio, tengo siete días libres y no podría dejar de ir. Si aquí tuviera algún buen plan me quedaría pero este fin de semana tampoco existe ningún plan alternativo. Ni siquiera E me da la opción. Por cierto, creo que se trata de otra letra que pasará a engordar mi lista de fracasos...

De todas formas, no agotaré los siete días en mi ciudad, el miércoles vuelvo aquí, no tengo nada que hacer pero en mi casa menos aún.

Etiquetas: ,

Noviembre II

27 noviembre 2007
Como ya dije aquí, Noviembre no solo me ha traido recuerdos amargos, también otros muy buenos, por ejemplo mis viajes. Por orden cronológico, tres grandes capitales europeas, tres magníficas ciudades.

Lisboa

Londres

París
Fotos hechas por principito.

Etiquetas: ,

Sin E

26 noviembre 2007
Habíamos quedado para vernos el domingo, ir al cine, cenar algo por ahí y en definitiva pasar un rato juntos cuando al filo del mediodía me manda un sms en el que dice que está rara y que no es buena compañía. Alguien lo entiende?

Etiquetas: ,

Noviembre I

21 noviembre 2007
Mientras entra el invierno con crudeza camino por la calle con mi mp3 como único compañero. A pesar de sonar la música no la escucho, tengo la mente en blanco, pienso, me vienen recuerdos, recuerdos forzados a veces, cosas buenas casi siempre... Olor a castañas, bufanda a rayas, manos en los bolsillos y sonrisa agridulce. Sigo caminando.

Se acaba el mes y me entristece. Es un mes en el que generalmente me han pasado muchas cosas, unas buenas, otras malas, pero todas inolvidables. Después diciembre, otro mes difícil.

Etiquetas: ,

La cosa deberá esperar

18 noviembre 2007
Por motivos ajenos a mí y a ella y que tampoco viene al caso explicar, hoy no podré quedar con E. No sabéis cuánto me jode.

Etiquetas: , ,

Otra tarde con E

16 noviembre 2007
Al final cedió y compartió un ratito conmigo. Lo pasamos bien, cenamos y tomamos algo por ahí mientras compartiamos historias y risas. Al final la acompañé a casa y aunque no hubo beso confieso que me quedé con todas las ganas. El domingo me invita al cine. Ya os contaré.

Etiquetas: ,

Estuve allí

12 noviembre 2007

Sé que en una ciudad tan grande y bonita como París hay muchas cosas más que ver pero yo no podía dejar pasar la oportunidad de estar allí, en ese mismo lugar en el que Robert Doisneau inmortalizó el amor en su obra El beso del Hôtel de Ville.

Me sorprendió que después de cincuenta y siete años todo siga prácticamente igual; el ayuntamiento al fondo, la farola de la izquierda, el viejo café desde el que se realiza la foto... todo menos algo que identifique ese lugar con la famosa fotografía. Quizás sea demasiado iluso pero esperaba algo que la recordará.

Lástima no poder mostraros mi fotografía. Es exactamente igual excepto en un detalle, falta una chica a quien besar. Otra vez será.

Etiquetas: , ,

Viaje

07 noviembre 2007
Esta mediodía sale mi vuelo a una céntrica ciudad europea. A la vuelta os cuento.

Etiquetas:

Vacaciones inoportunas

06 noviembre 2007
El pasado sábado E me envió un mensaje en el que me citaba para vernos esa misma noche y para cenar juntos la noche del domingo. Confieso que fue una proposición demasiado interesante como para no sentir algo de rabia por no estar allí, en mi nueva ciudad. Me hubiera gustado haber compartido alguna buena conversación, un mantel, unas sonrisas, unos besos... pero no. Además hasta dentro de unos días no volveré por allí, una pena.

E me gusta. Cuando digo me gusta es que me gusta para algo más aunque nunca se sabe, aún estamos conociéndonos y no se pueden echar las campanas al vuelo. Es morena, alta, delgada, tiene unos graciosos tirabuzones en el pelo, mirada penetrante y una bonita sonrisa. Además tiene un punto de timidez que la hace muy atractiva.

De momento nos conformamos intercambiando mensajes y alguna llamada perdida. Buena señal. Al menos parece que hay interés.

Etiquetas: , , ,

Apego

05 noviembre 2007
Este fin de semana estuve en mi ciudad. A pesar de ello creo que algo está cambiando; cuando me mudé sentía mucho apego por todo esto, en cambio ahora no es así. He estado muy tranquilo por aquí pero echó mucho de menos mi nueva vida allí, mis amigos de allí y sobre todo mi libertad. Además, aunque no lo parezca, ser casi desconocido en una ciudad también tiene sus ventajas.

Me gusta.

Etiquetas: